¿Por qué soy tan flojo?

¡De aquí me voy a la Villa!
¡De aquí me voy a la Villa!

¿Te ha pasado que tienes muchas que hacer y no sabes por donde empezar?, puede ser que todavía sigas en lo mismo, recuerdas esa idea que querías poner en práctica, o ese negocio que van a emprender con tu amigo desde hace años (sí ya pasaron años). Puedes culparte de ser un flojo, pero en realidad no es por eso que no has empezado.

Vivimos pensando que cualquier cosa que hagamos lo tenemos que hacer de manera excelente o “con lo mejor”, y si no va a ser así, mejor no lo hago

- Quiero aprender inglés, pero no voy a ir con el maestro John porque las clases son en su casa, mejor iré a una escuela en Canadá

– Quiero tocar piano, pero necesito un piano primero para poder practicar, que feo practicar en un tecladito.

– Vamos a poner un bar, pero que esté muy diferente, que parezca un pub de verdad, con una decoración bien inglesa, muebles vintage, solo con cerveza importada, con una banda con música en ingles en vivo (ok, ok, ok, a menos de que tengas capital a la mano vas a durar un buen raro en conseguir todo)

Ese pensamiento es el que no te permite actuar y te la pasas haciendo planes, y menos que planes son  puros sueños, recuerdo siempre a uno de mis profesores del Tec de Monterrey que decía “Una visión sin acción es un sueño”.

Recuerda que cada cosa que hacemos la empezamos de a poco, con constancia pero de a poco. Caminar por ejemplo, a menos que seas una gran excepción estoy seguro que no te paraste y comenzaste a caminar como si fuera lo más natural del mundo, seguramente tus papás andaban tras de ti para que no te fueras a golpear tan fuerte (sí, cuando empiezas algo te vas a golpear, te va a doler y vas a llorar seguramente) y tuviste que hacerlo una y otra vez hasta que dominaste eso que ahora haces a diaro, o deberías si ya llevas más de 6 horas ahí sentado. A esto se le conoce como baby steps (pasos de bebé).

Los pasos de bebé es la manera en la que dejarás de tener tus pensamientos ilusos de querer hacer las cosas en grande y si no, no las hago. Grábate esto que dice el buen Ramit Sethi, el 80% de algo real es mejor que el 100% de algo imaginario, seguramente conoces a la chava que sigue soltera porque está esperando conocer a la persona que llene el 100% de sus ilusiones, o conoces a aquel gordo que está esperando tener el 100% de los mejores tenis y el mejor outfit para ponerse a hacer ejercicio, o a tu amigo que está esperando juntar un montón de dinero (y que seguramente no lo está haciendo) para ir a conocer otro país, desprecia ir de vacaciones a un lugar más cercano y no hace ni una, ni otra. Así se te puede ir la vida, en pura ilusión.

No quiero que se mal interprete con bajar la barra de tus aspiraciones, esa es buena que la mantengas alta “Si de todos modos vas a pensar, más vale hacerlo en grande” dice Donald Trump, pero al pensar en grande piensa en en cada acción que debes de ir cumpliendo, hasta llegar a cosas que puedes hacer esta semana o incluso dentro de la siguiente hora, no importa que sea un solo paso, ya que así es como se comienzan a andar los caminos más largos.

Ahora la tarea, piensa en esa meta o actividad que aún no has alcanzado o hecho porque “eres un ser perfeccionista” y no has querido hacer porque aún no se dan las condiciones, define cual es tu paso de bebé y empieza, recuerda que este paso de bebé es algo que puedas hacer esta misma semana, debe ser sencillo pero que te acerque a esa gran meta, así llevarás el 1% de algo real.

 

– Jesús

P.S. Si te gustó y te ayudó esta publicación compártela, estoy seguro que alguien más también podrá ayudarle.

Reparte y comparte:

Agrega un comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *